Periodos de tiempo perdidos, tanto en Cataluña como en España.

Son al menos dos y no una las décadas perdidas. Hay una catalana, la del proceso independentista, que con la adicional española arroja dos décadas largas y enteras extraviadas en la querella territorial con Cataluña. A la vista de las tormentas levantadas por la investidura de Pedro Sánchez y ahora el acuerdo del PSOE con Bildu en Pamplona, el fatigante día de la marmota, con tanta frecuencia evocado en la marcha independentista hacia ninguna parte, tiene una réplica todavía más intensa en la persistente utilización por el PP de la exaltación de la unidad de …

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *