Los conservadores más inflexibles están presionando a Sunak para que intensifique aún más su política de deportaciones a Ruanda.

Rishi Sunak hizo del compromiso de frenar la inmigración irregular en el Reino Unido una parte fundamental de su mandato como primer ministro. Sin embargo, este enfoque ha terminado convirtiéndose en su peor pesadilla política. Su plan de deportaciones a Ruanda, que ha sido criticado por su carácter autoritario y por bordear la legalidad internacional, no ha logrado satisfacer…

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *