La falta de control en el país checo es evidente tras el incidente de disparos en Praga.

David K., un estudiante de 24 años, realizó disparos este jueves en el edificio de la facultad de Filosofía y Letras de la Universidad Carolina, ubicada en el centro de Praga, y causó la muerte de al menos 14 personas e hirió a otras 25. Según los primeros indicios de la policía, utilizó un rifle que obtuvo legalmente. República Checa es uno de los países de la Unión Europea con políticas menos estrictas en cuanto al control de armas y ha manifestado constantemente su oposición a implementar normativas más rigurosas en este ámbito…

Periodista de la sección Internacional. Anteriormente trabajó en ‘El Tiempo’, en Colombia. Es licenciado en Comunicación Social por la Universidad Javeriana de Bogotá y posee un Máster de Periodismo UAM-EL PAÍS.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *