La Audiencia Nacional dio su consentimiento para implantar un programa de vigilancia en el dispositivo móvil del exdiputado David Fernández (CUP) en relación al caso Tsunami.

El tribunal de alto rango de España otorgó el permiso para la inserción de un software de espionaje en el teléfono móvil de David Fernández, activista y exdiputado de la CUP en el Parlament de Cataluña, con el propósito de investigarlo en el caso Tsunami Democràtic. Esta información se ha obtenido gracias a los documentos sumariales a los que EL PAÍS ha tenido acceso. En enero de 2020, el Juzgado Central de Instrucción 6, liderado por el magistrado Manuel García-Castellón, aprobó esta medida como parte de una amplia intervención en las comunicaciones solicitada por la Guardia Civil. Además de Fernández, otros exdirigentes políticos como Albano Dante, antiguo líder de Podemos de Cataluña, y Quim Arrufat, también exdiputado de la CUP, fueron incluidos en esta intervención.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *