Aragonès se enfrenta a su último año enfocado en lograr la aprobación de 13 leyes pendientes, a pesar de no contar con una mayoría parlamentaria.

El calendario establece el 14 de febrero de 2025 como fecha final de la legislatura catalana y, de momento, el presidente Pere Aragonès no muestra intenciones de adelantar las elecciones. Por el contrario, en ERC apuestan por agotar los 14 meses restantes de mandato, centrados en mostrar su trabajo de gobierno y transmitir la idea de una gestión responsable, estrategia que desean utilizar para conseguir la reelección. Sin embargo, esta narrativa presenta una debilidad en el ámbito legislativo: el Govern tiene que trabajar en minoría, ya que solo cuenta con…

Reportero de la sección de Nacional, enfocado en la política catalana. Previo a su llegada a Barcelona, trabajó en el diario El Tiempo (Bogotá). Es graduado en Comunicación Social – Periodismo de la Universidad de Antioquia y antiguo alumno de la Escuela UAM-EL PAÍS.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *